5 de mayo de 2012

Historias fascinantes, no solo en los libros.

Las mejores historias no solo se encuentran impresas en un libro, narradas en una película, o en algún archivo guardado en el lugar más recóndito del planeta.

A veces esas historias tienen pies y caminan, más cerca de lo que nosotros creemos. Se podrían encontrar ocultas dentro de la memoria de un médico, de un jardinero, de la señora que te cruzas todos los días al ir a comprar el pan, del señor cuidador de las plazas, de un taxista, etc. y sobre todo en TÚ memoria.
Quizás para ti tus recuerdos sean algo ordinario, que tus acciones las encuentres de lo más cotidianas, pero a mirada ajena podrían resultar fascinantes. Solo hay que saber contarlas, darles énfasis a las emociones que sentiste, describir cada detalle de lo vivido, y no perder el sentimiento de lo ocurrido.
Un buen ejemplo podría ser la primera vez que anduviste en bicicleta tú solo, o cuando lograste por primera vez comprar en un negocio por tu cuenta (lo que para mi fue bastante difícil).
Algún recuerdo que te saque una sonrisa, una lagrima o una carcajada.
O más que un recuerdo, podríamos decir el pasado.
No necesariamente debe ser una gran aventura  por los siete mares (aunque sería genial que así fuese), simplemente algo que guardes como un tesoro dentro de tu memoria, un tesoro feliz o triste, uno que al contarlo sientas lo mismo que sentiste en ese momento.
¿Entienden a lo que me refiero?

De esas anécdotas de personas que han vivido muchos años (déjenme decirles que son las mejores), que a veces uno no las encuentra tan fascinantes en un principio, pero luego se dan cuenta de lo valiosas que son, y que más de algo bueno se puede sacar de ellas.

En alguna otra ocasión me dedicare a recolectar esas memorias y se las daré a conocer :) .

8 comentarios:

  1. Anónimo5/5/12 17:30

    Cada persona es un libro.. y cada vez que una persona muere, una biblioteca se quema..
    Cuántas memorias, cuántas perspectivas, experiencias, historias.. cuánto aprende una persona en esta vida, y cuánto se pierde cuando se calla y se ignora..
    La vida está allá afuera. Debemos ir en su búsqueda..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Memorias que muy pocos serán capaces apreciar, pero que guardarán como un tesoro.
      Saludos!

      Eliminar
  2. Anónimo8/5/12 11:47

    Que cierto es eso de ir en búsqueda siempre y no dejarse estar.
    En cada esquina, a cada segundo una historia se teje.
    Hay los virtuosos escritores aparecen para plasmarla o los artistas que con imágenes cuentan un momento de la vida, simple pero tan único. SIGUE ASI!! tu blog es muy entrete

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas historias por doquier :)
      Gracias !
      Saludos.

      Eliminar
  3. los autores mueren , las bibliotecas se queman pero las memorias y los libros vivirán eternamente

    ResponderEliminar
  4. Como en el libro "El retrato de Dorian Gray" de Óscar Wilde , en que la imágen de Dorian permanece viva en el retrato mientras el se deteriora hasta morir.
    Buen libro, de paso lo recomiendo.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  5. oh el libro ese parece interesante me encanta esos tipos de libros

    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy bueno.
      Saludos y gracias por visitar mi blog!

      Eliminar